¿Cuál es el grado de caja fuerte que necesitas?

Si estás buscando comprar cajas fuertes, habrás notado que en el mercado hay distintos tipos de cajas, no solo por el tamaño y las características que tienen, sino por los diferentes grados de homologación que presentan. Estos grados que habrás visto, se refieren a  los distintos tipos de protección que ofrecen cada una de ellas y, al hacer la compra de tu caja fuerte, este punto es fundamental que lo conozcas con el fin de que puedas escoger cuál es la caja de seguridad que más te conviene, tomando en cuenta qué es lo que vas a guardar en ella y las necesidades que tienen para cubrir en tu casa o en tu oficina o negocio.

Si solo buscas cajas fuertes baratas, es muy posible que no consigas la caja fuerte con las condiciones que necesitas así que no te enfoques solo en el precio sino que tu punto focal debe ser el nivel de protección que necesitas y luego de seleccionar este punto es que comenzarás a buscar las ofertas en ese tipo de cajas fuertes específicamente.

Si has visto en tiendas de cajas fuertes ya sabrás que existen cajas de seguridad que son resistentes al fuego, que hay cajas especiales para armas, etc. Aquí te vamos a presentar todos los grados de cajas fuertes que existen con el fin de que lo tengas más claro y que al momento de hacer tu compra estés totalmente seguro de que la caja que estás comprando cumple con los niveles de seguridad que tu requieres.

Los diferentes grados de clasificación o tipo de homologación de las cajas fuertes son los siguientes:

  1. Grado S1: en esta categoría están incluidas las cajas de seguridad que cuentan con la certificación correspondiente cumpliendo con la normativa europea EN 14450, son las cajas fuertes más indicadas para quienes requieren de una caja fuerte ligera con un grado de protección domiciliario elevado. Las cajas fuertes correspondientes a este nivel de seguridad son las más comúnmente requeridas para domicilios por las compañías de seguridad.
  2. Grado S2: homologadas según la norma EN 14450, este tipo de cajas ofrece una seguridad domiciliaria superior a las cajas fuertes del nivel S1.
  3. Grado 0: Las cajas fuertes homologadas de grado 0 cumplen con lo establecido en la Norma Europea de Seguridad para Cajas Fuertes EN 1143-1, y deben estar debidamente certificadas por la empresa fabricante o un organismo de control acreditado. Este tipo de cajas están indicadas para uso particular y en empresas. Tienen un nivel de seguridad superior a los grados S1 y S2.
  4. Grado I: este tipo de cajas fuertes también se rige por la normativa EN 1143-1 y están indicadas para la guarda y custodia de armas largas y munición para uso particular.
  5. Grado II: las cajas fuertes que están homologadas de grado II son las más  apropiadas para aquellas empresas y domicilios que necesitan salvaguardar sus documentos y objetos valiosos en cajas de alta seguridad certificadas.
  6. Grado III: este es el caso de las cajas de seguridad que cumplen la normativa EN-1143-1 en Grado III. Las cajas fuertes que cuentan con la homologación y certificación de grado III son las cajas de seguridad especialmente indicadas para la custodia de armas de fuego cortas pertenecientes a la licencia F en el ámbito particular, y como armeros, tanto para arma larga como corta, en empresas de seguridad.
  7. Grado IV: son las cajas fuertes más recomendadas para usar en negocios como joyerías, administraciones de lotería, salas de juego y gasolineras ya que, suelen contar con un sistema de bloqueo o retardo. Este tipo de cajas fuertes son las de más alta seguridad y están certificadas según la norma UNE EN-1143/1. Son las cajas fuertes más apropiadas para todas aquellas empresas y particulares que quieran contar con un grado máximo de seguridad para la protección de bienes y dinero en efectivo.
  8. Grado V: Este tipo de caja fuerte es el más idóneo para las empresas que necesitan resguardar sus objetos de valor y obras de arte en cajas fuertes con uno de los grados mayores de certificación.

 

Ahora que ya conoces los distintos grados de seguridad y homologación que existen, solo queda que escojas el modelo que más necesitas y luego hagas la compra de la caja fuerte que más te conviene.

Deja un comentario